lunes, 9 de junio de 2014

TERCER DÍA (7/6/14)

No suena alarma, y nuestros ojos se abren a las 11:30-12:00 ¿Sorpresa? Estamos en Londres y LLUEVE. Hicimos un poco el vago, pasamos la aspiradora, comimos (aqui hubo un pequeño percance). Bea puso el horno y la alarma antincendios de la casa empezó a pitar por el humo, me reí bastante la verdad. Después completamos los CV y fuimos a imprir mi CV, 8 libras 20 hojas a color, me dolió en mis adentros como nada... 10€ en IMPRIMIR 10 CV, en fin, esto es Londres...
Entregué mi CV al Domino´s y una cafetería que me gustó y nos volvimos para casa. Para hacer todo esto hay que andar 20 minutos ida y 20 vueltas, la verdad es que otra cosa no, pero espero quedarme con un tipín irreconocible.
Llegamos a casa y bajamos al jardín de atrás, que hay una mesita "muy aparente", a ver si nos relacionábamos y conocíamos a los vecinos de abajo. Fue llegar y asomarse una cabecita: Rosa (Barcelona, 31 años, no se calla ni debajo del agua, es imposible aburrirse con ella), salió con nosotras y nos contó su vida entera en un momento y al ratito apareció Marco (Un extremeño, que te meas de la risa con él y que da unos consejos muy sabios, un tío con la cabeza amueblada y que no me atrevo a poner edad, ya se la preguntaré).
Nos fuimos Bea. Rosa y yo a dar una vuelta, cada vez que ando tanto pienso "aiii si me viera mi madre no se lo  creería". Eché currirulums en más sitios, en una cervecería hablé hasta con el jefe, pero debo decir que mi número todavía no ha sonado.
Cuando llegamos resulta que habíamos hecho una gotera a los vecinos de abajo, no podíamos usar nuestra ducha, es decir 19 persona hemos estado 2 días duchándonos en un baño de 2m como mucho, todo muy cómodo y saludable. Ahí conocimos a Francis (Malagueño, su acento me mata, pero eso no es nuevo, 24 años o así tendrá, muy guapo él, se caga en la virgen constantemente) y a Pablo (Venezolano, lleva 12 años en España, en ese momento parecía timidín, más a delante es un poco arrogante, pero tiene una arrogancia que me gusta y que hace que me caiga bien, tiene 22 años y se mete con todo lo que se mueve, aunque se que luego es un cacho de pan).
Nos hicimos la cena y fuimos al jardín y allí conocimos a más miembros de la "caja de zapatos", estaban Marco, Francis, Pablo y Raul (De Jaén, tío serio y correcto, este si que es guapo ;-). La mesa estaba llena de cervezas de manzana, lo que posteriormente leímos que eran sidra. La verdad es que estaban cojonudas. Nos reímos un montón son geniales. A las 2am nos acostamos. El domingo tocaba visitar Londres.

No hay comentarios:

Publicar un comentario